24h Asturias.

24h Asturias.

Ecologistas critican a la administración anterior por no oponerse a la planta de DRI de ArcelorMittal

Ecologistas critican a la administración anterior por no oponerse a la planta de DRI de ArcelorMittal

La Coordinadora Ecoloxista d'Asturies ha expresado su preocupación por la autorización de la instalación de una planta de producción de hierro en reducción directa (DRI) en la factoría de ArcelorMittal en Gijón. Según el Boletín Oficial del Principado de Asturias (BOPA), la declaración de impacto ambiental ha sido aprobada por la Consejería de Transición Ecológica, Industria y Desarrollo Económico. Sin embargo, los ecologistas señalan la falta de alegaciones del Ayuntamiento de Gijón a este proyecto, lo que indica una negligencia en temas ambientales por parte de la administración anterior. Por otro lado, también critican que la autorización se haya concedido sin resolver las emisiones y vertidos existentes en la factoría, que han sido previamente denunciados por la Coordinadora Ecoloxista. Los ecologistas instan a ser cautelosos con las acciones de la empresa, ya que desconfían de su compromiso en la reducción de la contaminación. Consideran que la nueva instalación podría agravar el problema en un entorno ya contaminado.

En relación al proyecto aprobado, la Coordinadora Ecoloxista argumenta que no se garantiza un adecuado funcionamiento del sistema de encapsulamiento del horno, lo que podría resultar insuficiente para captar todas las emisiones y evitar su dispersión. Específicamente, la organización critica la falta de un estudio adecuado de dispersión de la nueva torre de 155 metros, afirmando que esto solo aumentará la dispersión de la contaminación en lugar de reducirla. Además, consideran insuficientes las medidas propuestas para reducir las emisiones de dioxinas y furanos, como la inyección de carbono activo y el enfriamiento de las emisiones con agua. La Coordinadora Ecoloxista también subraya la necesidad de tomar medidas para cubrir los parques de minerales y reducir así las emisiones difusas del almacenamiento de chatarras. Además, proponen la instalación de una segunda línea de alimentación eléctrica para evitar fallos en el filtro de mangas y asegurar un filtrado continuo. Por último, la organización exige detener los vertidos en el río Aboño y Pinzales antes de emprender la renaturalización de dichos cauces, ya que ambos se encuentran altamente contaminados en su desembocadura.